miércoles, 10 de noviembre de 2010

Violencia policial en el Albaycín

El dueño de una tienda convocó a toda la gente que compra en ella un sábado al mediodía a su local, donde pinchó 2 barriles de cerveza y dos de tinto gratis, puso pinchos, patatas y bocatas para todo el que asistiera. La calle estaba cortada por las obras que afectan a la misma desde hace mas de 6 meses, nos acomodamos, bebimos, tocamos, cantamos y bailamos... Hasta que llegó la policía, y agredió a una chica con varios golpes con la porra por el simple hecho de preguntar porqué tenia que desalojar la calle, a un compañero que la defendió también le agredieron con las porras y a su perra que defendió a su dueño saltando sobre el policía, se la llevaron.
Yo por hablar con el policía y preguntar el motivo de porque nos desalojaban, después de reírse de mi y nosotros por la manera de vestir, me redujeron retorciéndome el brazo y empujándome de una manera muy bruta. Me insultaron, “cagándose en mis muertos” literalmente, llamándome “piojosa” y diciéndome a gritos que “o me marchaba o me mataban a porrazos”, todo eso un policía nacional de secreta y tres locales. En el momento en el que me empezaron a pegar mi compañera de piso gritó que me soltaran y la metieron en el coche empujándole y pegándole por haberme defendido. A cuatro personas se las llevaron para el calabozo y una persona se fue directa al hospital.

Después nos enteramos que el día siguiente a eso de las 00:00 de la noche en el Huerto de Carlos, aparecieron 20 policías (nacionales y locales) en busca de "perros hippies" que estuvieran sueltos, diciéndole a la gente que estaba allí que preguntaran a la gente que estuvo en la calle donde sucedió la agresión que arriba contamos y que así sabrían por que hacían eso. Gritando que los sacrificarían a todos y persiguiendo a todo el que tenia pintas con la porra en la mano.

RESULTADOS:
Violencia policial directa, hostigamiento a testigos, un brazo roto, 2 personas con cargos de atentados contra la autoridad (8 meses de cárcel) y 1 con los mismos cargos y 14 meses de cárcel. Ah… y un policía mordido por un perro

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada